< volver

Purflux ofrece dos tipos de filtros que protegen de la contaminación externa así como también de cualquier mal olor: Filtro de habitáculo de polen y Filtro de habitáculo de carbón activo.

La función del filtro de habitáculo de polen es retener todas las partículas más grandes de 40µm, además del polvo ambiental, polvo vegetal, polen, bacterias, residuos de freno, moho, óxidos de azufre y gases de combustión.

Sogefi ha lanzado recientemente un nuevo filtro de habitáculo de polen para las aplicaciones: Alfa Romeo Giulia (2.0 - 2.2 JTDM - 2.2D JTDM - 2.9) y Stelvio (2.0 - 2.2D - 2.9) disponible con la referencia Purflux AH519.    

El filtro de carbón activo retiene todas las partículas y también los olores. Además, reduce la posible concentración de gases nocivos en el interior del vehículo que podrían producir dolores de cabeza y tos. El diseño de alta tecnología de Sogefi para este tipo de filtro consta de tres capas filtrantes: una capa de carbón activo situada entre dos capas de fibras no-tejido.Sogefi ha lanzado también los filtros de carbón activo, para las aplicaciones: Porsche 911, Boxster (2.5i - 2.7 - 2.9 - 3.2 - 3.4), Cayman (2.7 - 2.9 - 3.4) – con la referencia Purflux AHC527; Nissan Primastar (1.9 - 2.0 - 2.5 dCi) y Renault Trafic II (1.9 - 2.0 - 2.5 dCi) con la referencia Purflux AHC186.

La mayor parte de los filtros de habitáculo de los vehículos modernos son accesibles y fáciles de reemplazar y no se necesitan herramientas específicas. Cuanto mayor tiempo permanezca el filtro en el vehículo, mayor será la acumulación de bacterias en el mismo, reduciendo el flujo de aire fresco en el habitáculo. Como recordatorio: los filtros de habitáculo también están instalados en vehículos sin sistema de A/A.
Para mantenerse informado sobre la gama de productos Purflux, recomendamos descargarse la nueva APP compatibles con Ios y Android a través de tiendas oficiales de apps.